La amenaza del virus Zika

22 de enero de 2016

El virus Zika, es originario de Uganda, África. Apareció en 1947 en los bosques de Zika, donde fue encontrado por primera vez el microorganismo. En 1954 se encontró el primer caso de infección en Nigeria. 

La situación cambió en 2007, cuando llegó al Pacífico en forma de un brote que dejó 180 infecciones en Micronesia. En 2013 se produjeron 28.000 infecciones en la Polinesia francesa, y de allí saltó a otras islas, como Nueva Caledonia, Islas Cook e Isla de Pascua.

En Mayo de 2015 se registraron los primeros casos en Brasil, la Organización Mundial de la Salud (OMS) ha reportado la aparición de infecciones en Panamá (3 casos), Paraguay (6 casos), México (3 casos) y Venezuela (7 casos), que se unen a la lista de países afectados anteriormente por este virus: Guatemala, El Salvador, Surinam y Colombia.

En un principio se hablaba de un virus muy leve donde provocaba síntomas como fiebre, sarpullido, dolor en las articulaciones y conjuntivitis. El virus Zika, está emparentado con el virus de Chikungunya y el Dengue, el cual se contrae a través de una picadura de un mosquito, más concretamente de la familia Aedes Aegypti.

Pero hace unos días, se detectaron en Brasil casos de nacimientos con microencefalia en mujeres embarazadas contagiadas. Aunque aún no se ha establecido un nexo causal entre el virus y la microcefalia en recién nacidos que se está dando en la actual epidemia, no está lejos de no ser una coincidencia. En Brasil, por ejemplo, se produjeron entre 150 y 200 casos entre 2010 y 2014, según cifras del Centro Europeo para la Prevención y Control de Enfermedades (ECDC, por sus siglas en inglés). En 2015, fueron  3.893 casos. En muchos de ellos, además, los pequeños presentaban graves lesiones en los ojos.

El lunes 1 de febrero HISTORIA estrena en exclusiva su nueva producción propia MICROASESINOS, donde de la mano de la investigadora española Pilar Mateo, una de las mayores expertas mundiales en enfermedades endémicas y creadora científica de ‘la pintura que salva vidas’, muestra la incidencia y los peligros potenciales de la expansión de las enfermedades tropicales.

Fuente:  Microasesinos

 

Contenido relacionado