¿Qué nos deparará la medicina en el futuro?

13 de noviembre de 2018

Los avances en la medicina en los últimos años han sido espectaculares. Enfermedades como una simple gripe que podía acabar con la vida de un niño en los años 30, ahora tiene mínimas complicaciones. 

Una de las enfermedades infecciosas que se lograron erradicar gracias a las vacunas es la viruela. A principios del SXX esta enfermedad acababa con el 30% de las personas infectadas y los que sobrevivían podían tener secuelas como ceguera o profundas cicatrices en la piel. 

Actualmente uno de los campos en los que más se está avanzando gracias a la investigación es en el cáncer. Algunos de ellos como el de cuello de útero ya tiene su medicación para prevenirlo y otros como el de pulmón, cuenta con una vacuna que está ya en la parte final de su ensayo para una vez pasados todos los test, comercializarse para su cura. El cáncer acaba cada año con cientos de miles de personas en todo el mundo por lo que los laboratorios se afanan en encontrar vacunas y tratamientos para o bien evitar la enfermedad o bien dar con la cura.

Sin duda uno de los bastiones de la medicina en el futuro será la modificación genética. Mediante la edición del genoma se pueden eliminar los genes que puedan derivar en una enfermedad. Las investigaciones en este campo ya comenzaron en los años 70 pero la falta de tecnología la dejó en barbecho durante décadas. Las innovaciones en equipos han hecho posible que la modificación genética cada vez esté más cerca y que sea posible eliminar o modificar los cromosomas que alteran el ADN causando enfermedades como el cáncer, enfermedades “raras” o el alzhéimer.
Además se han abaratado costes por lo que se pueden hacer mas ensayos para dar con el gen causante de multitud de patologías.

Como todo, hay que tener sentido común. ¿Y si unos padres quieren modificar el ADN de su embrión para darle unas características físicas como el color de ojos o de pelo o incluso para mejorar sus capacidades intelectuales? ¿es éticamente correcto?. Sólo el tiempo dirá si es una opción plausible y válida, ya que, si se tiene la capacidad de modificar el ADN para evitar enfermedades, es muy probable que haya una parte de la sociedad que quiera aprovechar este avance para cosas más “banales”.

Otra de las innovaciones tecnológicas que ya está cambiando la medicina es la impresión 3D. Esta tecnología que aun está en pañales, está haciendo posible la creación de prótesis personalizadas para gente amputada, pero no sólo se queda ahí. Gracias a la impresión 3D se pueden reproducir capa a capa estructuras biológicas lo que puede ser un antes y un después en el campo de los trasplantes. Según el registro mundial de trasplantes alrededor de 60.000 personas esperan un trasplante y un 10% fallece en esa espera. La impresión 3D puede acabar con las listas de espera e incluso con el rechazo.

El ser humano tiene el instinto de sobrevivir. Queremos vivir más y mejor, es algo común a todo el mundo sea de dónde seas. Por ello, ¿por qué no invertir en hacerlo posible?.

Contenido relacionado