Carlos III es coronado Rey de España

10 de agosto de 1759

El 10 de agosto de 1759, Carlos III fue proclamado Rey de España. Previamente renunció a su reinado en Nápoles (1734-1759) en favor de Fernando , su tercer hijo, quién se convirtió en Fernando I de las dos Sicilias.

Carlos III se proclamó Rey de Napoles y Sicilia en el año 1774 tras tomar ambos reinos como jefe del ejército español. Según numerosos expertos su reinado fue uno de los últimos en demostrarse verdaderamente poderoso. La gran extensión de las posesiones del reinado, así como otros aspectos culturales o de infraestructuras, hacen considerar los casi 30 años que duró como un periodo de resurgimiento en medio de otros de decadencia.

Sus reformas sentaron la base que preparó al país para el capitalismo que se acercaba con fuerza. Además, Carlos III es considerado el máximo representante del despotismo ilustrado del siglo XVIII y se le conoció como “el mejor alcalde de Madrid”.

Murió el 14 de diciembre de 1788 tras una breve enfermedad.

Contenido relacionado