El papa en La Habana

21 de enero de 1998

Un día como hoy de 1998 el papa Juan Pablo II iniciaba otro de los numerosos viajes realizados durante su pontificado. Pero este no era uno más. En medio de una expectación internacional máxima, el pontífice que había contribuido al derrumbamiento del muro de Berlín aterrizaba en La Habana procedente de Roma. Durante el viaje, en una charla con periodistas, se mostró muy crítico con la Revolución cubana pero comprensivo con Castro, asegurando que reclamaría avances en derechos humanos en la isla y la revisión del embargo a Washington. Al aterrizar en la capital cubana, fue recibido por un Fidel Castro vestido de civil y unos niños le acercaron una cesta con tierra cubana, que besó. En su discurso al pie del avión resumió el propósito reconciliador del viaje con la frase: «Que Cuba se abra al mundo y el mundo se abra a Cuba». El papa fue multitudinaria y calurosamente recibido por los cubanos, abriendo así la que se consideró una visita histórica.

Fuente: La Vanguardia-Hemeroteca Digital (22-01-1998): https://hemeroteca.lavanguardia.com/preview/1998/01/22/pagina-1/33807709/pdf.html ABC-Hemeroteca Digital (22-01-1998): https://hemeroteca.abc.es/nav/Navigate.exe/hemeroteca/madrid/abc/1998/01/22/001.html

Contenido relacionado